Diario de una mujer de 40....

cuento

LAS CUATRO ESTACIONES

Escrito por marianlady 15-09-2009 en General. Comentarios (2)

 

Habia un hombre que tenia cuatro hijos. El intentaba que ellos aprendieran la manera de no juzgar las cosas a la ligera. Entonces decidio enviarlos, a cada uno por turnos, a visitar un manzano que estaba a una gran distancia.

El primer hijo fue en Invierno, el segundo viajo en Primavera, el tercero lo hizo en Verano y el hijo mas joven en el Otoño.

Cuando todos ellos habian ido y regresado, el los llamo y juntos les pidio que describieran lo que habian visto:

El primer hijo conto que el arbol era horrible, doblado y retorcido.

El segundo dijo que no, que esta cubierto de brotes verdes y lleno de promesas.

El tercer hijo no estuvo de acuerdo, el dijo que estaba cargado de flores, que tenia aroma muy dulce y era muy hermoso, la cosa mas bella que jamas habia visto en su vida.

El ultimo de los hijos no estuvo de acuerdo con ninguno de ellos, el dijo que estaba maduro y marchitandose de tanto fruto, lleno de vida y satisfaccion.

Entonces el hombre les explico a sus hijos que todos tenian razon, porque ellos solo habian visto una de las estaciones de la vida del arbol. 

El les dijo a todos que no debian de juzgar a un arbol o a una persona, por solo ver una de sus temporadas, ya que la esencia de lo que son, el placer, el regocijo y el amor que viene con la vida, puede ser solo medida al final, cuando todas las estaciones hayan pasado.

Si tu te das por vencido en el Invierno, te habras perdido la promesa de la Primavera, la belleza del Verano y la satisfaccion del Otoño.

No dejes que el dolor de una estacion destruya la dicha del resto.

No juzgues la vida por solo una estacion dificil.

Aguanta con valor las dificultades y malas rachas, porque luego disfrutaras de los buenos tiempos.

"Solo el que persevera encuentra un mañana mejor"

"A palabras necias.."

Escrito por marianlady 13-08-2009 en General. Comentarios (2)

 

 

Estando nadando en su charca, un grupo de ranitas saltarinas organizo una curiosa competicion par escalar una torre en lo alto de una cima.

Fueron muchos los curiosos que acudieron a presenciar tal hazaña. Venian de todas partes para observar a las empeñadas competidoras y asi reirse de ellas: ¡lo que pretendian era completamente imposible de lograr!

Nadie creia que fuesen capaces de escalar hasta lo mas alto, asi que los asistentes se burlaban continuamente y se reian de ellas sin parar de gritarles: ¡Es demasiado dificil!, ¡Nunca lo conseguireis...!

Las ranitas que ilusionadas empezaron su carrera hacia la torre lejana, comenzaron a caer y a rodar una tras otra.

Aunque algunas perseveraban y se esforzaban al maximo, el desanimo entre ellas fue causando una larga hilera de ranitas abatidas por el sendero del valle, desfalleciendo en su intento para conseguir el fin.

Tan solo una de ellas, la mas pequeña de todas, continuo en su escalada subiendo poquito a poco, hasta llegar a la cima agotada pero satisfecha.

Sus compañeras quisieron saber como lo habia logrado, mientra que el publico asombrado no lo podia creer. ¿De donde habia sacado aquella rana canija fuerza

par conseguir su meta?. Curiosos por saber el secreto decidieron preguntarle, pero ella ni les miro. La razon es muy sencilla: ¡la ranita no les oia!, hasta que se dieron cuenta de que la ranita vencedora era sorda. Por eso ningun mensaje de desanimo habia conseguido disuadirla en alcanzar su meta.

"Los que dicen que es imposible, no deberian interrumpir a los que lo estan haciendo"-Thomas Alva Edison.